El Blog

Calendario

<<   Noviembre 2006  >>
LMMiJVSD
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30    

Categorías

Sindicación

Enlaces

Alojado en
ZoomBlog

Noviembre del 2006

Fuentes

Por Sarri - 4 de Noviembre, 2006, 17:32, Categoría: General

REVELACION

 

Los hombres revelan secretos. Pero Dios revela su misterio y su Amor. Dios se revela a los hombres en el Paraíso, en el Sinaí y, sobre todo, en los Profetas. De hecho se revela en los Profetas porque las narraciones del Paraíso y del Sinaí son relatos poetizados de las experiencias de Israel, pueblo formado y guiado por los Profetas.

Cualquiera que contemple la Naturaleza en todo su esplendor no puede menos de sentirse embargado por el asombro y preguntarse por su origen, por su Creador. Es así como la razón humana llega a barruntar la existencia de Dios. Las religiones son el fruto de fantasear o racionalizar ese asombro; en ellas más que revelación hay descubrimiento.

En medio de esta búsqueda religiosa de la Humanidad, Israel recibe la revelación divina que progresivamente y venciendo las resistencias va forjando un Nuevo Pueblo, monoteísta y adorador del Unico Dios que se le va revelando. El proceso es largo y penoso porque el pueblo es de cerviz dura y se resiste a renovarse, a abandonar los ídolos y confiar en su Señor Dios.

La historia de esta revelación y de su aceptación y rechazo está contada en las Sagradas Escrituras. Son muchos libros y cubren extensas épocas con estilos y géneros literarios muy diversos, de modo que se necesitan exegetas profesionales para traducirlos a nuestra manera de entender sin traicionar su contenido. El hilo argumental es que Dios Creador del Universo entra e interviene en la Historia Humana para revelarse como Señor de la Naturaleza y de la Historis.

La revelación es un hecho que se impone en el conjunto de los hechos humanos de Israel y, siendo imposible de aislarla y demostrarla deductivamente en cada caso, es, sin embargo indiscutible en la conciencia de su Pueblo Elegido Israel. Porque los hechos no se razonan sino que se aceptan, se reconocen y se transmiten por vía testimonial, las demostraciones racionales sólo son posibles con ideas y conceptos abstractos.

La revelación de Dios termina en Jesucristo. en el Emmanuel (hebraísmo que significa: Dios con nosotros). Su vida revela cómo Dios vive en medio de los Hombres y sus enseñanzas revelan la voluntad de Dios Padre para con sus Hijos. En adelante no queda más que anunciar y transmitir esta Noticia, Evangelio salvador para todos, absolutamente para todos los hombres (varones y mujeres, por supuesto).

Anunciar y transmitir la revelación del evangelio para la salvación de los creyentes es la misión de la Iglesia cristiana.